Etiquetas

, ,

Sudán del Sur, cuya capital es Juba, se encuentra limitado geográficamente por las fronteras de Sudán al Norte; Etiopía al Este; Kenia, Uganda y República del Congo al Sur; y por último, República Centroafricana al Oeste. «Este mes hará dos años que estalló en Juba el conflicto de Sudán del Sur. Este conflicto ha forzado la huida de sus hogares de 2,3 millones de personas, 650.000 de ellas cruzando la frontera como refugiados y 1,65 millones como desplazados internos en su país. La mayoría de los refugiados se encuentran en Etiopía (226.000), Sudán (198.000), Uganda (172.000) y Kenia (49.000). Por otro lado, a pesar de estas condiciones, Sudán del Sur sigue siendo país de acogida para 265.701 refugiados sudaneses de las regiones vecinas de Kordofán del Sur y Nilo Azul.» [Fuente: ACNUR y OCHA]

El conflicto que comenzó en diciembre de 2013 en el sur de Sudán sigue afectando la vida de millones de personas. Las principales consecuencias  de esto son el desplazamiento generalizado, debido a la violencia; altas tasas de muerte, enfermedad y lesiones, inseguridad alimentaria agravada y una importante crisis de la desnutrición.

Alrededor del 60% de las carreteras son intransitables en época de lluvias, que dura unos 5-6 meses. Además, los servicios básicos como la salud, el bienestar social, agua y saneamiento, nutrición y educación, tienen una baja cobertura lo que ocasionó un severo brote de cólera; recientemente controlado por la ayuda humanitaria internacional. [Fuente Boletín de Noviembre OCHA]. Sumado a ello se encuentran los restos explosivos del conflicto que contaminan carreteras, pueblos y áreas agrícolas.

Anuncios