Etiquetas

, ,

En su artículo sobre la marihuana y la violencia, para la Revista Nexos , Lucía Miranda cierra su artículo con un revés un tanto simplón. Lo citaré para los interesados:

“Es necesario, por supuesto, realizar investigaciones sobre el tema en México con diseños científicos rigurosos. Solamente así podremos tener resultados apropiados a nuestra realidad y contexto, y con base a ello se podrá debatir y construir una mejor perspectiva sobre los efectos psicosociales dela marihuana, y tomar entonces mejores decisiones para los usuarios y la sociedad, con menos moralismo y más argumentos.”

Yo no sé si Lucía se habrá detenido a pensar de qué manera el “moralismo”, al que ella se refiere, sea mutuamente excluyente a la argumentación científica. O si la “realidad y contexto” en el que ella está inmersa no es propia de llamarse “moral”.
No me malinterpreten, no estoy en contra del uso legalizado de la marihuana. Por mí se pueden pachequear lo que quieran.
Simplemente se me hace preocupante cómo vivimos un contexto repleto de “hechos” a partir de los cuales queremos regir nuestros actos. Muchos “hechos” y muy poca sabiduría, diría yo.

Pueden leer el artículo en este link:
http://www.nexos.com.mx/?p=26489

Anuncios